Fashion, Mundos

EL PEINADO COMO COMPLEMENTO DE TU LOOK DE FIESTA

Nueve stylings en los que inspirarte para dar con el tuyo.  En Portada: Moño pulido, recogido messy, coleta baja, melena…

Nueve stylings en los que inspirarte para dar con el tuyo.

 En Portada: Moño pulido, recogido messy, coleta baja, melena suelta con diadema.

Uno de los peinados fáciles por excelencia con el que lucir el escote y estilizar los rasgos faciales.

Y es que, la tendencia de los mechones laterales está más en alza que nunca y consigue enmarcar el rostro a la vez que estiliza las facciones. La ventaja de este look es que no hace falta estar pendiente de que se mantenga perfecto pues un acabado ligeramente desenfadado resulta muy favorecedor.

Estilismo ‘lady’ y ondas al agua

Clásicas, femeninas y muy elegantes. Las ondas al agua terminan de redondear los looks más lady con su poder para elevar cualquier estilismo a la categoría de alfombra roja. Unas tenacillas de barril ancho y laca para fijar el resultado son dos imprescindibles para emular el peinado de Poppy Delevingne. ¿Un extra? La raya al lado que potencia la inspiración ‘Old Hollywood’.

 

 

Vestido romántico y melena texturizada

Los looks floreados son la excusa perfecta para dejar la melena al aire y con cuerpo. Los productos texturizadores como sprays o espumas facilitan el trabajo: se pueden aplicar sobre cabello húmedo o seco y marcar más la onda enrollando algunos mechones alrededor de los dedos. Además, este tipo de cosméticos capilares ayudan a fijar el peinado para lograr volumen, sí, pero controlado.

 

 

Escote trasero y top knot

Retira por completo el pelo de la espalda por lo que ayuda a lucir los escotes traseros como ninguno. Los top knots son recogidos situados en la parte más alta de la cabeza con una ventaja clara: la comodidad. Todo el pelo se retira de la cara para conseguir un look despejado con el que la atención se centra en el vestido y el rostro. Vaporizar laca sobre todo el peinado es el toque final fundamental para que el moño no se deshaga.

 

 

Vestido abotonado y melena con diadema

Los vestidos lady serán los mejores aliados de las diademas de terciopelo, la última moda entre las influencers. Con melena suelta recogida detrás de las orejas, este peinado ayuda a lucir al máximo los pendientes además de ser apto hasta para las más principiantes. Otro de sus pros es su versatilidad, pues resulta una opción perfecta para cualquier longitud de melena.

 

 

Escote corazón y moño pulido

Olivia Culpo contrarresta la sensualidad de un escote profundo eligiendo la sobriedad en el terreno capilar. Un recogido a la altura de la coronilla que deja la raya en el centro se convierte en el equilibrio perfecto para su escote de corazón. Una espuma de fijación aplicada antes de realizar el moño te asegura que ningún pelo rebelde se escapará del peinado a lo largo del día.

 

 

Vestido asimétrico y semirecogido con trenzas

Es divertido y fresco, por lo que resulta el aliado natural de looks a los que no les falta un detalle: volantes en el escote, en el bajo, y en color pastel. Para imitarlo, trenza dos mechones a cada lado de tu pelo y fija ambos a la altura de la coronilla con la ayuda de horquillas. Otro de sus mayores atractivos es que resulta una opción ideal para retirar el pelo de la cara sin tener que recogerlo por completo.

 

 

Vestido glitter y diadema a juego

Para las amantes del brillo, una simple cola de caballo a la altura de la nuca otorgará todo el protagonismo a los complementos. Para que las puntas tengan un acabado suave y pulido, los sérums capilares rodean el pelo con un extra de nutrición que cuida y camufla el aspecto de las melenas estropeadas. Importante reservar este tipo de cuidados desde la zona de medios hasta el final para no engrasar el cabello. 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Relacionados